Un lamentable acontecimiento fue el que vivió Darcy, mascota que viajaba junto a su dueño en un vuelo desde Florida a Massachusetts, luego de estar a punto de morir de hipoxia, es decir, la falta de oxígeno en el cuerpo.

Su dueño, empezó a ver como su mascota empezó a sentir los típicos síntomas del estado de ahogo: angustia y dificultad para respirar.

Frente a esta situación, los dueños de Darcy solicitaron ayuda a la tripulación, quienes fueron al rescate con una máscara de oxígeno.

Una auxiliar de vuelo expresó su preocupación por la mascota y dio a conocer qué hizo para resolver el problema.

“Puse la máscara sobre su rostro y en unos minutos se puso en alerta y después de un corto tiempo que quería la máscara”, señaló.

“Todos estamos afectados por la presión de la cabina y las fluctuaciones de oxígeno: humanos, caninos y felinos etc. Pero el hecho que los asistentes fueran receptivos y atentos a la situación puede haber salvado la vida de Darcy”, remató la tripulante.

Mientras la aerolínea dijo que “todos queremos asegurarnos de nuestros pasajeros tengan un vuelo seguro y cómodo, incluidos los de cuatro patas”.